24 ene. 2012

Exposición: El Gabinete Cósmico

Dicen que nadie es profeta en su tierra... y por un tiempo estuve pensando que era cierto. Pero después me doy cuenta de que la vida es demasiado corta como para cerrarse las puertas a uno mismo, así que, después de casi dos años de estar ausente en Aguascalientes, por fin vengo a presentar una vez más una exposición individual de mis obras en el estado en donde resido actualmente.

Esta vez se expondrá "El Gabinete Cósmico", colección que reúne diversas piezas de mis pasadas tres series expositivas, mostrando un cuerpo de doce piezas en total. La cita es el día viernes 10 de Febrero, a las 19:00 hrs en el Cen tro Comercial Altaria (Explanada de Liverpool), además, estaré impartiendo una pequeña conferencia sobre el simbolismo de mi obra y un poco de su proceso creativo.

El evento es gratuito, todos están cordialmente invitados a asistir a la que será mi primera exposición de éste año. ¡Muchas gracias por su apoyo!


Inauguración: Viernes 10 de Febrero de 2012, 19:00 hrs.
Permanencia: Hasta el Miércoles 29 de Febrero de 2012.
Lugar: Centro Comercial Altaria - Explanada Liverpool
Aguascalientes | México


12 ene. 2012

Una primera reflexión.

“Preguntémonos,cuando nos cueste trabajo dejarnos conmover, cuán poco felices seríamos si losdemás fueran inflexibles hacia nosotros.” — Séneca.

Durante las pasadas semanas, tuve la fortuna, u osadía, de emprender un viaje largo por la gélidaEuropa del Este, armada con unas botas que me torturaban los tobillos y una nada favorable chamarra de lana… buscando descubrir -de nuevo- aquel viejo continente que jamás deja de sorprenderme. Entre las barrocas calles de Praga, el delicioso goulash húngaro y las lágrimas que dejé en el campo deconcentración Sachsenhausen en Berlín, me encontré de frente con unaexperiencia gratificante y a la vez dolorosa. Y si hay algo que me gusta de viajar es que cada vez que lo hago, mi mente se abre no sólo a la percepción demundos nuevos, sino al extensivo análisis del mío propio, sin olvidar que cada experiencia me sensibiliza más a todo tipo de impresiones…

Y si hay algo que agradezco de ser una persona extremadamente sensible en aspectos buenos y malos, esque el recibir tantas emociones me permiten evolucionar de formas tan drásticas y repentinas que sólo puedo entender a través de mi obra, y el hecho de que no sólo el viajar a sitios remotos, sino el empezar a sentir que la inspiración nace de cosas y sentimientos que nunca antes había considerado, pone a pruebami conciencia, y me hace reflexionar con gravedad mi ética y mis ideales.



Estas confesiones sin duda pueden incluso verse como una contradicción,y más por la nueva metamorfosis que está transitando por las venas conceptuales de mi espíritu y mi obra, dado a que, en muchos sentidos, estoy empezando a rechazar todo lo que venía haciendo durante todo el 2011. No hablo en el sentido físico ni técnico de la misma, sino en el trasfondo que surgía de ésta,hablando estrictamente de la rama ocultista.

Dehecho he podido notar que mi última exposición ha tendido mucho a una interpretación que ahora mismo yo considero irreal, tomando en cuenta que, en lo personal, considero al estudio del ocultismo y a eso mismo como algo totalmente inútil. Ciertamente, el mero simbolismo alquímico como tal me parecesumamente interesante para dar pie a analogías de introspección, pero siendo ésta característica lo único realmente relevante que encuentro a estas ciencias, fue grande mi sorpresa al describir que sin desearlo, se estaban apoderando de mi obra.

Noes por ser escéptica, puesto que me considero una persona sumamente espiritual,sino que es más bien el hecho de que no había subido peldaños en el crecimiento de mi obra artística. Que si bien, amo con intensidad lo que he creado en el Laboratorio Secreto, esa quinta exposición es distinto a lo que buscaba:aquello que está más allá de los pensamientos, el cuerpo, el exterior y el alma. Creo que esa serie fue combinación de esos cuatro elementos, pero no logró superarlos como planos de mi propia conciencia.

Tal vez esto vaya a parecer un retroceso en cuanto a la búsqueda de una exaltación personal, pero debo decir con sinceridad que para seguir creciendo, he tenido que bajarme al plano en el que realmente debo estar, aquel en el que puedo palpar, el que puedo abrazar, conocer y sentir algo que está fuera de mis límites físicos y psicológicos, y he de decir que no tuve que irme a buscar en prácticas de ocultismo ni dominar fuerzas asombrosas de la naturaleza o mías para encontrarlo, puesto que estaba justamente en mis hermanos y hermanas… en la humanidad.



Y éste viaje, junto con recientes experiencias espirituales, en las cuales me he introducido a la filosofía del budismo, específicamente el tibetano, me he dado cuenta de lo que realmente anhelaba mi esencia, tanto artística como humana. El conocimiento, el progreso personal, el estudio de mis intereses, la lectura, elarduo pensamiento, la ciencia… todo era únicamente para mí, para mi propio crecimiento, y eso es lo que hacía tan vacía mi búsqueda.

Peroes que, desde mi ética, no podía seguir creciendo si no empezaba a entender que la compasión, la fraternidad y la filantropía requerían de mí mucho más valor y fuerza que una introspección hacia mí misma. Entonces, entendí que esa era miverdad.

Decidímirar hacia ese plano en su horizonte, y me di cuenta de que los símbolos no eran más que una mera expresión compleja de lo que debería gritarse a pulmón,que el conocimiento no era nada si no podía hacer algo por los demás gracias a él, que el estar aislada en sólo conocerme no podía apaciguar aquel dolor que sentía al ver a los hombres padecer hambre, a mi gente vivir con miedo día adía, al sentir el sufrimiento de quienes fueron torturados con desprecio hasta la muerte, al ver que no sólo mi país, sino que el mundo está sepultándose en una desensibilización hacia los otros seres en una falta de compasión tan común,que hasta ya parece cotidiano e inclusive necesario el darle la espalda a todo ser sensible para sólo vivir por uno mismo.

Estepensamiento que me embriaga es un desacuerdo total a la misantropía. Un rechazo absoluto hacia la idea moderna de que la compasión es debilidad y de que la esperanza no es más que el ideal de los ilusos.

Aldarme cuenta de cuánto me afectaba esto, sentí que ardía hasta la más pequeña de mis células, decidida no sólo a encaminar mi trabajo, sino mi propia vida a manifestar en todos los aspectos de mi vida aquello que siento, ha sido más grande que el pensamiento, el cuerpo, el exterior y el alma. No hablo de renunciar al simbolismo, ni a la magia que siempre ha poseído la imaginación dels er humano, sino de entender que todo ello puede cobrar fuerza desde otro punto de vista que hasta ahora no había explorado en mi trabajo artístico. Sería fácil nombrar aquello que busco, pero nuevamente, he de cederle la palabra a mi obra.


~ M.P.